Preparación de un maratón

¿Cómo preparar un maratón?

Desde el coaching deportivo, observamos que en el deporte moderno luce evidente que un estado psicológico sano y estable, es tan o más importante que las condiciones físicas que posea un atleta al momento de competir. Es inusual que hoy en día un deportista de alto rendimiento olvide la parte psicológica en su preparación para una competición.

Y para ello está la psicología deportiva o el coaching deportivo. Unas herramientas muy eficaces que ayudan en el desarrollo de los atletas.

“La función de la psicología del deporte es coordinar todo lo que es el procesamiento mental de la operatividad de cada disciplina a través de una preparación ardua que se fundamenta en la concentración. El objetivo principal es que el deportista entrene su mente para cualquier situación de adversidad, tal como lo hace en el aspecto físico”, señaló Ángel Bello, psicólogo deportivo que cuenta con una amplia trayectoria trabajando con atletas de alto rendimiento.

 

Las 3 partes principales de la preparación mental de un maratón

La parte psicológica en el maratón se trabaja fundamentalmente para que el deportista mejore tres semblantes: La motivación, la concentración y la atención.

En la primera, el deportista debe ser capaz de utilizar su propia fuerza interna para explotar lo más posible sus capacidades físicas. En la concentración, se deberá focalizar la energía para conseguir el objetivo trazado. Y la atención se debe tener minuto a minuto para evitar cualquier distracción que derive en un error durante la competencia.

El maratón tiene una decodificación muy particular. Los primeros 10 kilómetros son de auto-control físico, en donde el corredor va haciendo una exploración de su entorno. Lo que es clima, el estado de la pista, los demás competidores, etc.

A partir de los 10K, el atleta atraviesa un conjunto de fases por el dolor, y es ahí donde se debe trabajar para soportar los diferentes tipos de dolencias que van surgiendo en el cuerpo durante el trayecto. Luego tenemos la fase de inconsciencia en donde parece que el organismo va funcionando sólo y de forma mecanizada, allí se tiene que tener especial cuidado para no cometer ningún error que pueda originar en una lesión.

Por último, tenemos el tramo que va desde los 30 kilómetros hasta el final de la carrera, en donde se entra en una etapa de supervivencia, porque tu organismo está al límite de sus condiciones y normalmente en este período la fortaleza mental cobra mayor importancia que la resistencia física.

Consejos para los que preparan un maratón por primera vez:

  • Lo primordial es que establezcan un plan mental en el que tengan muy claros sus objetivos. Recomiendo siempre que visualicen varías veces como será el recorrido de la carrera, que imaginen como estará ese día y el trayecto por donde correrán. Es importante anticiparse a las distintas sensaciones que se pueden vivir a lo largo de la carrera.
  • Deben tener además mucha paciencia y tolerancia para no desesperarse ante cualquier eventualidad que pueda surgir durante el maratón. La angustia produce más aceleración y, por ende, complica la respiración que de por sí está trabajando fuertemente cuando estás corriendo.
  • Pero lo más importante, es que disfruten la carrera. Se supone que si se está corriendo un maratón de esta envergadura es porque disfrutas haciéndolo. Tratar de que la experiencia sea lo más placentera posible.

Tips para combatir la ansiedad antes de una carrera:

  • Siempre es bueno tener un poco de ansiedad antes de una competición porque ayuda a mantenerte activo. La ansiedad es un síntoma de que se está esperando a que suceda algo, en este caso, que inicie la carrera. Por supuesto, todo en exceso es malo.
  • Lo que yo recomiendo en estos casos es que uno o dos días antes de la carrera se desconecten con aquello que les dé tranquilidad. Cuanto más pienses en el maratón, más ansiedad tendrás.
  • Puede ser desde escuchar música, leer un libro o ver una película. Todo ayuda. Es muy importante también dormir muy bien. Así como el cuerpo necesita descansar los músculos del cuerpo, nuestro cerebro y neuronas también necesitan hacerlo.

Que sepas que no prepararse mentalmente para una prueba así, trae sus consecuencias, sin duda alguna. No rendirá de la misma manera a uno que sí lo haya hecho. El maratón consta de distintas etapas, y la experiencia dice que en la última fase la preparación mental cobra mayor importancia que la física.

En esos últimos kilómetros tu cuerpo te pedirá a gritos que pares, que no soporta más el dolor. Y es allí en donde se debe tener la fortaleza mental suficiente para conseguir el objetivo final que es llegar a la meta.

Recomiendo, además, la lectura de artículos como el de “Estrategias psicológicas para deportistas de larga distancia“, del centro médico de la Universidad de Pittsburg.

¡Feliz semana y Limits Away!